fbpx

Una bonita sesión de fotos infantil entre hermanos, en Torrent, Valencia

Un hermano es un regalo para toda la vida. Al menos yo lo siento así. Mis hermanos son parte esencial de mi vida, esas personas que me  acompañarán durante gran parte de  mi recorrido y me siento muy afortunada de tenerlos. Siempre quise ser madre de dos, precisamente por lo mismo. Quería que mis hijos tuvieran mucho más que un compañero de juegos, un compañero de vida.

 

Cuando una familia viene a mi estudio para una sesión de fotos infantil y veo que son dos hermanos, mi cabeza se pone enseguida a imaginar. Podemos tener muchas variantes, pero la que más reto supone es cuando son dos hermanos de diferente sexo y diferentes edades. 

Lo fundamental es que la familia se lleve el mejor recuerdo de su sesión de fotos por lo que siempre siempre habrá fotos de familia, de los hermanos juntos y de cada peque por separado. 

Para que el reportaje sea lo más dinámico posible, intento poner diferentes escenarios y sugiero diferentes vestuarios. Mi intención es que tengas una sesión muy variada.

Lo que siempre primará será la paciencia y las ganas de pasarlo bien. En una sesión de fotos infantil es fundamental si queremos que los peques colaboren. No hay prisas ni poses forzadas. Mediante el juego y las risas conseguimos que sean  ellos mismos para que te lleves a casa el mejor recuerdo de esta etapa de sus vidas.

Si estás pensando en hacerle a tus hijos una sesión de fotos tan bonita como esta, no lo dudes. Ponte en contacto conmigo usando este formulario y te responderé enseguida. 

Hablamos?

Deja un comentario

Cerrar menú