fbpx

Ian y Abril: fotografia infantil

La fotografía infantil no es tan fácil como podríamos pensar. Una vez que tu bebé comienza a moverse con libertad, pretender que se quede sentado o en pose para su reportaje es bastante complicado.

A veces como padres nos frustramos porque nuestros niños no se quedan tranquilos o no sonríen cuando queremos. Pero por experiencia te digo, que podemos conseguir las fotos más bonitas solo a base de paciencia y juegos. 

Eso sí, siempre tenemos que respetar el carácter y la personalidad de nuestro niño. Si no sonríe, si no le apetece jugar con algo en específico, no debemos  forzarlo. Lo ideal es acercarnos poco a poco a su terreno, para que nos vea como un compañero de juegos. La mejor fotografía infantil se hace jugando.

Hoy te traigo este reportaje de fotos de dos hermanos, que, por supuesto, no lo pusieron fácil. Sin embargo yo miro estas fotos y me enamoro. Las risas, la expontaneidad y la frescura me hacen sentir que todo el esfuerzo y el tiempo valieron la pena, porque sus papis tendrán las fotos más bonitas  de sus niños, en esta etapa tan especial  de sus vidas.

 

Deja un comentario

Menú de cierre